LA FAVORITA, León

Es una de las pocas veces que en A buen bocado  hablamos más de la forma que del contenido. Y es que en La Favorita hablan más las paredes que los platos.

No es por menospreciar la cocina de este nuevo italiano en la Plaza Mayor de León que también merece la pena, pero lo que más llama la atención es su exquisita decoración que hace que sea un restaurante ideal para una larga y agradable velada.
Pizza Parmiggiana
Queso Parmiggiano, jamón de Parma y rúcula
A parte de la mezcla de estilos decorativos, La Favorita adapta el entorno arquitectónico a su espacio y resaltan los detalles como la piedra de las paredes, los arcos o la bodega, en una pequeña cueva y a la vista de los comensales.
Los platos también acompañan con la estética. Una carta típica italiana, no demasiado extensa como suele ocurrir en muchos italianos, lo que hace más fácil la ellección. Antipasti, carpacio, pizza, risottos, ensaladas y diferentes tipos de pasta y condimentos. Buena masa de pizza y diferentes tipos de pasta que, junto con el entorno, hacen que no nos deje indiferente la visita a este local.
 
 
La Favorita
Plaza mayor 19, León
987008770
Compartir:

6 Comentarios

  1. Anonymous

    Sólo he ido una vez y me llamaron la atención varias cosas: en primer lugar,el encargado,y no quiero que se confunda con los camareros,pues bien, el encargado(fuerte,pelo rapado y barba muy finita) es un incompetente y un estúpido,esa fue la lectura de todos los que cenamos allí,2 chicos y 2 chicas. A las chicas les fue a tirar la carta encima del plato y, en el último momento rectificó y se las dio en la mano,al otro chico y a mi directamente nos las tiró encima del plato (vaya cerdada y vaya detalle), nos cogió nota de todo con una cara seria de amargado increíble y sin mirarnos a la cara,todos nos miramos a la vez sorprendidos cuando le vimos atender a una mesa llena de chicas con la mejor de sus sonrisas. Conclusión: en el paro sería mucho mas feliz este chico. Por otro lado,el restaurante precioso,la decoración genial,la comida,espectacular y los dos camareros que nos atendieron mas jovencitos y muy altos- sobresaliente,llamaba la atención su amabilidad y sonrisa. No ibamos a dejar propina por culpa del que nos tomó nota y al final lo
    hicimos gracias a estos chicos que seguro que cobran la mitad que el borde. MUY RECOMENDABLE pero póngase las pilas, señor propietario.

  2. Anonymous

    Hoy dia 23-06-2012 sobre las 17,15 horas pido 2 cañas 1 copa torres 5 y un chupito de bayleis , despues de 20 minutos viene una chica a ver que queremos pues el chico que nos tomo nota se habia marchado , le pido lo mismo y tarda bastante en traerlo (todo esto con muy poca gente en la terraza)le digo que el servicio no esta nada bien y me dice que estan ella y un chico en la barra solos , cuando practicamente no tienen gente que atender, chupito bayleis 4,50 euros.
    Yo iria a cualquier sitio menos a este lugar.

  3. Anonymous

    Flipado, dudo mucho que el comportamiento del encargado fuera así, me parece que nos gusta mucho exagerar…

  4. Anonymous

    Hola, soy del gremio hostelero y conozco éste lugar. No sé si se habrá exagerado o no en el primer comentario, sólo decir que a nosotros nos pasó algo parecido, no tanto, pero sí reseñable. Si estás mosqueado no debe transmitirse al cliente.
    Por otra parte, destacar el uso de productos de nuestra tierra en platos típicos italianos, y al revés, productos italianos para elaborar nuestras recetas. Me parece una fusión muy acertada.

  5. Anonymous

    Fui a cenar hace más o menos un mes. El sitio es una pasada, pero la comida y el servicio deja muchísimo que desear. Después de esperar 20 minutos por nuestra mesa reservada, pedimos la cena. Se equivocaron con la comanda, trajeron un plato frío (de la cámara, eran albóndigas rellenas de queso y estaban completamente heladas, con el queso dentro duro sin fundir…). Y a la hora de pagar nos pareció todo bastante caro.
    En fin, una pena que un local tan bien decorado tenga una cocina tan mala y un servicio tan descuidado.

  6. Anonymous

    Fuimos este finde a cenar, el lugar es bonito, pero el servicio deja mucho que desear, es verdad que el encargado es un poco prepotente, tardaron en tomarnos nota, tardaron mucho más en traer la comida, en general la comida bien pero uno de los platos llegó completamente frío, se notaba que estaba preparado de antes y estaba refrigerado, no lo calentaron bien, y estaba helado por dentro.
    Eso si con los precios si que se esmeran!!!! Es un poco caro, y más si tenemos en cuenta el servicio y la calidad.
    Es una pena, que un lugar bonito este tan mal atendido.
    Definitivamente, no lo recomendamos!!!!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.