Gloria

Últimamente parece que el panorama gastronómico asturiano está que arde. No paramos. Que si una presentación de un queso, una visita a un llagar o una ruta turística con degustación incluida. Por si fuera poco, a veces nos da por juntarnos sin motivo aparente y dejarnos llevar. Así fue que la semana pasada, con motivo de la visita de Carlos, de Historias de un Foodie, nos liamos más de la cuenta. Y ya sabemos lo que pasa cuando se junta el hambre con las ganas de comer, nunca mejor dicho.

Lo cierto es que hay días que son más memorables que otros. Por la compañía, por la buena cocina – y los buenos sitios, no me canso de decirlo-, por los descubrimientos y por el aprendizaje. Porque al final si no hubiera descubrimiento tampoco habría ese aprendizaje. Pero, sobre todo, sin personas que se presten y que transmitan su pasión tampoco sería posible aprender y a la vez deleitarse. Pues bien, el pasado martes compartimos mesa con Historias de un Foodie, como decía, Les Fartures y Juan Luis García, Sumiller de Casa Marcial, que por supuesto regó la cena de la mejor manera. Memorable.

Os contamos como fue la experiencia a través de algunas imágenes que no tiene desperdicio.

20151201-_MG_6709

20151201-_MG_6710

20151201-_MG_6711

20151201-_MG_6713

20151201-_MG_6714

20151201-_MG_6718

20151201-_MG_6723

20151201-_MG_6725

20151201-_MG_6732

20151201-_MG_6739

20151201-_MG_6743

20151201-_MG_6748

20151201-_MG_6750

20151201-_MG_6752

20151202-_MG_6758

20151202-_MG_6763

20151202-_MG_6765

20151202-_MG_6767

20151202-_MG_6768

20151202-_MG_6770

Quizá por aquello del sobre nombre que le ponen como ‘casa de comidas‘ nos de a entender que abundan los platos tradicionales y por ende de cuchara, que los hay. Pero lo cierto es que la carta de Gloria es excelente para picar.

En esta ocasión probamos : berberechos, cecina, las famosas croquetas de Casa Marcial, mejillones al vapor con hierbas y mojo, ensalada de bonito cabeceru, cebolletas en sutil gabardina adobada, merluza del pinchu a la romana con jugo de jalapeños y presa ibérica con berenjena asada y mojo picón. No podía faltar el cachopo de lux, ese plato que se ha hecho famoso e imprescindible en Gloria, un cachopo al estilo tradicional y en versión pequeña para lo que algunos están acostumbrados, relleno de vidiago. De postre;  tarta de queso y galleta con dulce de membrillo con helado de frambuesa y leche, cacao, avellanas, azúcar con sorbete de maracuyá.

Esta fue la selección de vinos que nos preparó Juan Luis:

Quinta da Muradella Alanda Blanco 2014

La Boudinerie, un Gamay de 2013

Táganan 2014, de Tenerife

Sidra de Hielo del Llagar Viuda de Angelón

Para la próxima me quedo con la presa y con la ensalada de bonito, buena conjunción. Pero con lo que más me quedo y que espero que se mantenga en mi memoria por mucho tiempo son los vinos. Sobre todo alguno que no dejó indiferente, La Boudinerie, Garmay de Loire, con una acidez que recordaba a una buena sidra y un olor a cuadra. Muy diferente, fresco y rural. Gloria pura.

Gloria

C/Cervantes, 24. Oviedo

984 834 243

Compartir:

2 Comentarios

  1. Pingback: Gloria Gijón | A Buen Bocado

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.